jueves, 14 de julio de 2011

SKINHEADS. Botas y tirantes sobre las calles de Lima.

A fines de 1985 compré muy ilusionado el primer número de la revista Esquina, la que tenía a Bruce Springteen en la portada y el poster de Leuzemia. Con el tiempo pude ir coleccionando las siguientes Esquinas, sobre todo de los años 80. Ese primer número se perdió sin saber cómo. Pero quedaron como referente sus artículos, y las otras revistas, que me sirvieron para volver a esos años mientras escribía mi novela Generación cochebomba. Y hoy es referente para los investigadores que me piden recortes o artículos sobre la movida subte.

Bien, este año la revista ha vuelto a salir de la mano de su fundador Franklin Jáuregui, y de un equipo de gente al mando de Mario Vallejos y Juan José Sandoval, que están haciendo el esfuerzo de difundir el rock hecho en el Perú y todas las implicancias artísticas alrededor de ella.

Ellos, muy gentilmente, me pidieron colaborarles, y acá les presento un artículo y fotos sobre la movida Skinhead que han publicado en el número de este mes de julio. La revista Esquina se distribuye gratuitamente en los siguientes puntos… ¡¡¡apúrense que se acaba!!!

Esquina gratis en: Zeta Bookstore, Centro Cultural España, Centro Cultural Británico de Miraflores, Centro Cultural de la PUCP, Fundación Telefónica, ICPNA, Librería Contracultura, Casa de la Literatura Peruana, en el Bar La Noche de Barranco y en Búho Comunicaciones con oficinas en Alcanfores 492, Of. 412 Edificio Thumberbird. Los interesados en adquirir las revistas pueden llamar al 01 - 2018100

SKINHEADS. Botas y tirantes sobre las calles de Lima.


Fotos y texto: Martín Roldán Ruiz


Estigmatizados de racistas, los skinheads o cabezas rapadas, no tendrían razón de ser en un país mestizo como el Perú. Sin embargo, esa cultura urbana tiene seguidores locales que rescatan el espíritu que hizo surgir el movimiento, a fines de los años sesenta en Inglaterra.

Los primeros skinheads surgieron de las pandillas de rude boys que cultivaban el Ska y el Reggae. Al ser partidarios de músicos jamaiquinos como Desmond Dekker, Dandy Livingstone, Laurel Aitken, y de bandas de la Trojan Records, el racismo no estaba entre sus referentes. Sin embargo, el orgullo de pertenecer a la clase obrera y un fuerte patriotismo, facilitaron la manipulación de la ultraderecha, quienes les introdujeron ideas xenófobas. Entonces el movimiento se dividió, y los skins neonazis cobraron notoriedad mundial.

A pesar de eso, la mayoría mantiene sus raíces primigenias y no consideran a los racistas como parte de su cultura. Los denominan boneheads (cabezas huecas). Por eso el llamado Espíritu del 69 es el que más ha calado entre los jóvenes de todos los países, incluido el Perú.

Aunque son un grupo reducido, los skinheads peruanos tienen larga data. En los años ochenta la banda Kaos, y Silvio Espátula vocalista de Ataque Frontal, fueron los primeros en asumir la idiosincrasia y estética: Botas militares, tatuajes y tirantes. Igual sucedería con algunos seguidores del hardcore.

En los noventa unos skins organizarían La Hermandad de la Rosa. Colectivo donde editaron fanzines, difundieron su cultura y apoyaron las movilizaciones contra el fujimorato. También formaron la banda Oi! (punk rock callejero y acelerado) Kontratodo.

Actualmente Los Pelados, como así se denominan (en Brasil se llaman Carecas) siguen a bandas Oi! como BZ. En ella canta Alex un skinhead inglés que vive en Lima desde hace una década. También siguen a bandas Ska y Reggae como Vieja Skina, Fuerza Skalactica, y otras de muy buena calidad.

Aunque los skinheads tradicionales evitan mezclar la política con su cultura, la gran mayoría conserva el espíritu contestatario. Según una investigación de la antropóloga Gabriela Sialer, algunos skins peruanos establecen correspondencias en los siguientes aspectos del movimiento: El migrante (jamaiquinos – andinos), el étnico (negros – mestizos). Incluso la cultura andina es levantada como bandera. El Mendo, skinhead del distrito de Comas, es uno de sus propulsores.

Ser cabeza rapada implica una actitud y un estilo de vida. Cada uno tiene su versión, pero dejemos que Buster Bloodvessel, cantante de la banda, Bad Manners, nos oriente un poco: “El skinhead se lleva adentro… tienes que amar tus botas Doc Martens; amar la música Ska; tener la actitud correcta en la cabeza y el corazón; te tiene que gustar el fútbol; tienes que bailar más que otra subcultura; y, lo más importante, ser antirracista”.



















Fotos: Martín Roldán Ruiz

6 comentarios:

mugu_77 dijo...

gran articulo doctor wachon, oe pero segun me dijeron una vez por aca por nazilandia, "bonehead" vienen a ser "etimologicamente", los que tienen el pelo rapado hasta el hueso. Cabezas huecas serian "airheads", y es como les dicen a los metaleros.
Saludos del Moforostro!
XXX

Fundación Puerco Suíno de Meias dijo...

El termino "carecas" se refiere, en Brasil, especificamente a pandillas de skinheads fascistas. Los demas grupos - trads, Rashs, Sharps - se autodenominan como "skinheads", nomás. Y sí, "bonehead" es la palabra que grupos antifas en todo el mundo utilizan para referirse a los nazis/white power.

Anónimo dijo...

Excelente artículo, alguien sabe donde puedo conseguir las botas Martens??

javier hdz dijo...

Muy interesante propuesta visual, ojalá te pases por mi blog también, saludos...http://fotoskinhead.blogspot.mx/

Anónimo dijo...

Muchas gracias por las palabras, saldrán más fotos pronto.

Saludos

Martín.

Visualizaré tu blog.

Anónimo dijo...

muy bueno el articulo me un gusta exelente saluds